Una vez más estamos a punto de llegar a uno de los fines de semana más esperados del año: “El buen fin”. Un evento comercial realizado en México el fin de semana anterior a la celebración de la Revolución Mexicana, en donde diversas tiendas bajan sus precios y servicios con el objetivo de vender más; se crean ofertas y promociones que llamen la atención del usuario y que fomenten el consumo. Una de las estrategias más utilizadas para atraer a los consumidores, son los créditos y las compras a meses sin intereses.

El buen fin, fué realizado por primera vez en el año 2011 y tuvo inspiración en la tradición de Estados Unidos conocida como “Black Friday”; surgió luego de que el Consejo Coordinador Empresarial y el Gobierno Federal estuvieran de acuerdo en incentivar el comercio, en conjunto con varias Instituciones del Sector Privado, al igual que distintas Instituciones Bancarias.

Este año, se llevará a cabo del 17 al 20 de Noviembre y se estima que existirá una derrama de alrededor de 100,000 millones de pesos (mdp), esto según las declaraciones del secretario de Hacienda, José Antonio Meade Kuribreña; por lo que se tendría un aumento general de 10 millones de pesos con respecto al año anterior.

Dentro de los objetivos del presente año, está el de apoyar al comercio local, más que al exterior, impulsando los negocios nacionales y destinando un porcentaje de las ventas a todas las zonas afectadas en México luego de los desastres naturales ocurridos.

Como parte del sector de seguridad, la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) colaborará para verificar que se esté realizando una buena implementación del programa.

Se estima que en esta edición, al menos un 70% de las ventas se realizarán de manera electrónica, ya que la mayoría de los usuarios prefieren evitar los grandes tumultos y las largas filas.

Conforme pasan los años son cada vez más las empresas involucradas en este fin de semana de impulso al comercio, rebasando ya las 60,000 empresas dispuestas a lanzar promociones en sus productos o servicios. Son al menos 600 de estas empresas, las que pertenecen al sector turístico y ofrecen ofertas en sus paquetes de viajes.

Dentro de este rubro la Secretaría de Turismo se suma con su programa “Viajemos todos por México” con el que busca impulsar el turismo nacional por medio de promociones y descuentos para el usuario. Por su parte, la Secretaría de Hacienda apoya también desde 2013 con su sorteo a través del SAT con una bolsa de 500 millones de pesos para 149,000 ganadores.

Según datos del INEGI, los meses sin intereses fueron la principal forma de pago del año pasado, por lo que se espera que la mayoría de las ofertas del siguiente fin de semana, impliquen un pago a plazos.

A continuación te daremos algunos tips y recomendaciones a considerar en este fin de semana lleno de tentaciones y ofertas por doquier, esperemos que te sean de utilidad.

 

Recomendaciones:

 

  • Haz una lista:

Haz una lista de las cosas que consideras realmente necesarias, o que realmente estás dispuesto a gastar en ellas.

  • Elabora un presupuesto:

¿Cuánto es lo que puedes y estás dispuesto a gastar? Recuerda que es importante ser consciente de tus gastos habituales y cómo es que un gasto mayor puede desequilibrar tu estabilidad financiera.

  • Evita las tarjetas de crédito:

Evita quedar endeudado, es conveniente considerar que todo lo que pagues sea con tarjeta de débito y no con la tarjeta de crédito. Si no tienes ese dinero, mejor no lo gastes (A menos de que sepas que podrás liberar esa deuda en un corto plazo y valga la pena).

  • No hagas compras por impulso:

En muchas ocasiones terminamos comprando cosas que realmente no necesitamos, únicamente porque la oferta se ve atractiva ó te sientes presionado a comprar algo en ese fin de semana porque los demás lo hacen.

  • Verifica los precios:

Verifica los precios antes y durante el fin de semana para comprobar que el producto que elegiste realmente está rebajado o no. En muchas ocasiones se presenta un precio como si fuera la oferta del año cuando en realidad siempre ha estado así.

  • Compra en línea:

Piénsalo, ahorrarás tiempo, evitarás las largas filas, los estacionamientos, la multitud y además podrás ver en tiempo real el total de tus compras; por lo que sabrás cuánto llevas gastado y esto te ayudará a no excederte.

Si compras por internet es importante verificar que el sitio que utilices cuente con el protocolo de seguridad https:// y un candado cerrado en la barra de direcciones.

  • Guarda todos los tickets y vouchers:

Guarda los vouchers y tickets de compra para cualquier aclaración y revisa el estado de cuenta en diciembre para verificar que todas las compras se registraron correctamente.

  • Ve de compras acompañado:

Si vas de compras, no vayas solo, siempre hará falta una voz externa que te cuestione sobre lo que quieres comprar. ¿Qué no tienes ya uno igual? “¿Enserio vas a usar eso?, este tipo de cuestionamientos pueden ser molestos, pero al final lo agradecerás demasiado.

  • Opta por plazos cortos:

Más de 12 meses, ¿Te parece una buena idea? Acceder a una “promoción” de más de un año no tiene mucho sentido, ya que deberás cargar por mucho tiempo con una deuda.

Dicen que la primera regla de oro para comprar a meses sin intereses es que “El periodo de vida del servicio o producto sea más largo que el tiempo que se va a pagar”.

  • Meses sin intereses:

Siguiendo con el tema de los meses sin intereses debes considerar también que los expertos recomiendan que “Bajo ninguna circunstancia tu deuda deberá exceder el 30% de tu ingreso mensual.”

  • Respeta tus límites:

Respeta tu presupuesto y tu lista de compras. Si algo sale de tus propios límites recuerda que existe una razón por la cual los pusiste en primer lugar.

  • Errores en los precios:

Los consumidores deben estar atentos a errores en el precio de los productos o servicios. Ya que en ocasiones puedes adquirir productos a precios descabellados y los establecimientos deben respetarlos. En caso de que llegara a ocurrirte una situación como esta puedes acudir a PROFECO para que se haga válida tu compra. Uno de los errores más recordados del Buen Fin sucedió en el 2015 y fue con una mueblería de Torreón que vendió una sala con precio original de 13 mil 800 pesos a $7.85. De igual manera el año pasado un local ofertó el iPhone 5S en $4.49 pesos.

 

Ahora que ya sabes un poco más sobre lo que implica este fin de semana comercial, te invitamos a que nos digas ¿cuál es tu opinión al respecto?

¿Vas a salir a comprar?

 

COMPARTE