Un sitio web exitoso no se construye de un día para otro: debes conocer cómo se desempeña y estar consciente de que se necesita algo más que una página bonita para mantener a tus visitantes haciendo clic. No sólo debe de ser visualmente atractivo, sino también amigable y contar con una gran funcionalidad.

Para empezar debes asumir que nunca tendrás una segunda oportunidad para lograr una buena primera impresión, es por eso que la página principal es una de las más importantes de tu sitio web. Debes considerarla como la puerta virtual por la que entrarán los usuarios a tu empresa y si no se sienten bienvenidos o no les gusta lo que ven, su reacción inmediata será abandonar tu sitio y quizá no volverán a visitarte. Así es, muchos siguen juzgando a un libro por su portada.

memphis-zoo

Como propietario de una pequeña o mediana empresa, sólo hay algo peor que no contar con un sitio web: tener uno que no ha sido actualizado por años. Algunos, incluso tienen una leyenda hasta abajo que dice: “Última actualización 2012”. Desde el 2012 a la fecha, seguramente los productos, los servicios y hasta la empresa misma, han cambiado radicalmente. De hecho, esto es justamente lo que cualquier usuario pensará al visitar un sitio web en estas condiciones. Así que debes evitar este error y procurar que tu sitio web refleje el estado actual de tu negocio, productos y servicios.

En resumen, la función de tu sitio web debe ser la de ayudarte a ganar nuevos clientes. A continuación te decimos…

Lo que hace un buen diseño de sitio web

Emplea un gran diseño en general. Un sitio web bien diseñado es importante para crear confianza, comunicar valor y que los visitantes puedan navegar de forma práctica hasta el siguiente paso. Como tal, estas páginas web utilizan eficazmente el diseño, espacios en blanco, acertadas paletas de colores, fuentes tipográficas y otros elementos de apoyo. Todo el contenido necesita estar bien estructurado por el diseño del sitio. El objetivo principal es darle forma al contenido, para que tus visitantes logren encontrar de forma rápida y fácil lo que necesitan. Lo mejor que puedes hacer es contratar a un especialista en el ramo, para que se centre en mostrar tu contenido de forma simple, pero profesional. 

Al entrar al sitio web se debe responder claramente “Quién soy”, “Qué es lo que hago” y “Qué puedo hacer por ti, usuario”. Si eres es una marca o compañía bien conocida como Starbucks, puede que no sea necesario describir quién eres y lo que haces; pero la realidad es que la mayoría de las empresas todavía necesitan responder a estas preguntas para hacerles saber a los visitante que están en el “lugar correcto”. Steven Krugg lo resume en su libro, Do not Make Me Think: Si tus visitantes no pueden identificar qué es lo que haces en cuestión de segundos, no permanecerán mucho tiempo en tu sitio.

experiencias-airbnb

Debe identificarse con el público objetivo. Una página de inicio debe enfocarse estrechamente y comunicarse con las personas en su idioma. Las mejores páginas de inicio evitan lo muy corporativo y eliminan el “blah, blah, blah”.

Comunica una propuesta de valor convincente. Cuando un visitante llega a tu sitio web, es necesario obligarlos a quedarse. La página principal es el mejor lugar para mostrar tu propuesta de valor, así aumentarás las posibilidades de que su permanencia en tu sitio web sea mayor que las de tus competidores.

Los sitios web modernos deben ser amigables a los robots de búsqueda, pero primero deben ayudar a los usuarios a encontrar lo que buscan. Por lo regular, los sitios web suelen tener cuatro tipos de contenido: texto, imágenes, vídeo y audio. Sobre esa premisa, se puede construir el contenido en torno a la marca. El texto debe dar simples descripciones de la empresa, del producto o servicio e introducir a los usuarios en sus usos y ventajas. Las imágenes se deben ilustrar de forma efectiva lo que se ofrece (pueden ser fotos o infografías que expliquen los procesos). Para el vídeo se puede ser más creativo y crear cortos animados que cuenten la historia o describan el producto o servicio de una forma entretenida y concisa. En algunos casos, es muy aconsejable crear tutoriales: si es un lugar de comida, no hay nada que tenga más éxito que el compartir recetas.

En resumen, ten en cuenta los siguientes puntos:

  1. El sitio web es el punto inicial de tu empresa.
  2. Debe tener contenido relevante, interesante y útil para tus visitantes.
  3. Los cuatro tipos más comunes de contenidos son de texto, imágenes, vídeo y audio.
  4. Debe tener interacción inmediata con las redes sociales.

acumen

Está optimizado para verse bien en varios dispositivos. Algo imprescindible, es que tu sitio web sea responsivo (que se adapte a cualquier dispositivo). Todos los sitios profesionales son altamente utilizables, lo que significa que son fáciles de navegar y no hay objetos “llamativos” que interfieran con la navegación, como banners flash, animaciones, ventanas emergentes o elementos demasiado complicados e innecesarios. Muchos sitios también están optimizados para dispositivos móviles, lo cual es un requisito imprescindible en el mundo actual.

Siempre está cambiando. Las mejores páginas de inicio son dinámicas. Algunas de ellas están cambiando constantemente para atender las necesidades, problemas y preguntas de sus visitantes. Algunas páginas de inicio cambian regularmente debido al contenido dinámico que se produce en el sitio.

Contenido para tu sitio web

Tal vez estás a punto de empezar a construir tu sitio web o quizás ya tienes uno para actualizar. De cualquier manera, lo primero que necesitas pensar es qué información requiere tu sitio, para cubrir tus necesidades de comunicación. La página de inicio debe explicar de lo que se trata tu negocio y de qué les puede servir a los visitantes. En este caso no existe una segunda oportunidad para causar una primera impresión, si está lo que buscan se quedarán, de lo contrario se irán inmediatamente. Estudia otras páginas web de empresas similares y anota lo que hacen bien y lo que hacen mal. ¿Es fácil saber lo que hacen? ¿es fácil navegar a la siguiente página o encontrar lo que hay en el sitio?

El resto de tu sitio web debe apoyar las necesidades de tus clientes. El nombre de la marca (puede ser el logo) debe estar presente en todo el sitio. Los visitantes deben saber, sin ningún contratiempo, la forma de navegar por el sitio para encontrar lo más relevante, la ubicación del lugar, la forma de contacto y la interacción con las redes sociales.

El contenido es el corazón del marketing y debe recibir la atención que merece. El marketing consiste en hacerles saber a tus clientes actuales y potenciales todo acerca de tu negocio. El contenido de tu página web es la forma más rápida de conseguirlo. El objetivo es que sepan perfectamente lo que están recibiendo, qué problema les soluciona, cuánto cuesta y de cómo su vida mejorará después de que compren o contraten tu producto o servicio.

Incluye las llamadas a la acción (CTA – Call To Action). Cada página principal (o de inicio) debe usar de forma efectiva llamadas a la acción primarias y secundarias, para dirigir a los visitantes al siguiente paso lógico. Algunos ejemplos de esto, son aquellas que ofrecen una “Prueba gratuita” o “Programar una demostración”, pero también puede ser un “Comprar ahora” o “Obtener más información” (Aquí hay 30 ejemplos de grandes CTAs para más inspiración). Recuerda que la meta de la página principal es provocar que los usuarios se interesen en tu negocio y hacerlos profundizar cada vez más en tu sitio web. Los CTAs les marcan la pauta para que no se sientan abrumados o perdidos. Más importante aún, los CTAs harán que tu página principal deje de ser tan sólo una página de bienvenida o meramente informativa, para convertirla en una auténtica máquina de ventas.

gift-rocket

Compartir el contenido dinámico en las redes sociales

Lo mejor es que el diseñador te deje un espacio en el sitio para el blog de la marca. Ahí escribirás información importante, tips, trucos noticias de eventos, etc. Tendrás que hacer actualizaciones de forma regular (así tus usuarios y los robots de búsqueda estarán pendientes de lo que escribes).

Conforme vayas nutriendo tu sitio web o blog de contenidos (información relevante, fotos, videos, etc.), es importante que uses las redes sociales para para compartirlos y darles mayor difusión. Puedes usar Facebook, Twitter, YouTube, Google+ u otros sitios de redes sociales como Pinterest e Instagram. Un paso más allá es crear una estrategia de Email marketing, para compartir tus mejores contenidos.

mailchimp

¿Estás listo para crear o actualizar tu sitio web?

Etiquetado en:

,