El comenzar un negocio y obtener poco a poco a tus clientes puede tener sus ventajas: te da la oportunidad de cultivar una relación leal con ellos, tienes tiempo para resolver cualquier problema y estás seguro de que tu producto o servicio es realmente lo mejor que tu empresa puede ofrecer. Sin embargo, tener pocos clientes puede hacerte vulnerable, ya que el perder a uno solo, podría significar una grave crisis en el flujo de dinero. Si ya has construido una base de clientes y estás ansioso por hacerla crecer, quizá te estés preguntando cómo conseguirlo.

¿Cómo llegar a más clientes para el negocio? ¿Cómo conseguir nuevos clientes para sustituir a los que han desaparecido? ¿Cómo encontrar nuevos clientes para aumentar el pool de compradores que aumenten mis ingresos?

Aquí te damos algunos consejos que te ayudarán a conseguir nuevos clientes.

Debes salir de tu zona de confort. Para logar ampliar tu base de clientes, debes superar dos problemas muy comunes: la inmovilidad y conformismo. Así que abandona aquellas prácticas que usaste al iniciar tu negocio e intenta cosas nuevas, eso estimulará tu creatividad al buscar nuevos clientes.

Identifica a tu cliente ideal. Si conoces bien el tipo de consumidores que buscan tus productos o servicios, te resultará más sencillo conseguir nuevos clientes. De lo contrario no sabrás por dónde empezar. Trata de enfocar a tu cliente ideal y evita buscar en un mercado demasiado amplio. Pocos productos invocan a un vasto grupo de personas y si exageras la amplitud de tu mercado, tendrás menos posibilidades de desarrollar estrategias viables y efectivas para atraer clientes.

Conoce bien a tus clientes potenciales. No tienes que pagar grandes cantidades de dinero para un estudio de mercado, pero es imprescindible tener una buena idea del mercado al que te diriges. Construye un perfil de clientes potenciales, en particular, piensa acerca de sus necesidades y cómo puedes llegar a ellos. Siempre debes procurar ser la mejor opción entre tus competidores. Ofrece una mejor relación calidad-precio.

Da incentivos a tus clientes actuales. Ofrece descuentos en futuras compras o incluso ofrece una comisión, si te traen a nuevos clientes. La recomendación de boca en boca es la forma más potente de la publicidad, así que siempre que te sea posible, trata de superar las expectativas de tus clientes.

Recibe retroalimentación por parte de tus clientes. Los comentarios de tus clientes, te ayudarán a evaluar la calidad de tu producto o servicio y con ello, encontrar la forma de mejorar. Debes de poner al alcance de tus clientes, los medios necesarios para que puedan hacerte comentarios, sugerencias o platearte sus dudas y siempre responder la retroalimentación que recibas. Además, considera el envío de encuestas de satisfacción, así obtendrás información valiosa que te ayudará a mejorar tu negocio y a mantenerlo como algo superior en la mente de tus clientes.

No te limites sólo a vender, educa. Tus ventas serán más eficaces al establecer una comunicación de calidad con tus clientes y si les proporcionas algo de valor. Tus clientes disfrutarán al recibir información, tips, consejos, tutoriales o recomendaciones sobre el nicho que se maneja con los productos y servicios que ofreces.

Renueva tu imagen corporativa. ¿Tu logotipo le da a tu empresa un aspecto desgastado, amateur o fuera de época? ¿Necesitas crear un sitio web acorde a tu negocio o el que tienes debe renovarse? ¿Está funcionando tu estrategia de marketing en Internet? Piensa seriamente si es el momento de innovar tu marca o incluso cambiar el nombre de tu empresa.

Tener al día tu sitio web. Es de suma importancia que la ventana al mundo para tu empresa esté al día, con un buen diseño, amigable a los robots de búsqueda, con una buen estrategia SEO y optimizada para los dispositivos móviles. Acá puedes encontrar cómo hacerlo:

Establece objetivos. Para juzgar el éxito de tu negocio necesitas fijar objetivos de referencia. Por ejemplo, es posible que el objetivo de atraer nuevos clientes para tener más ganancias se base en un incremento del 10% al 20% en 12 meses. En este punto deberás plantearte metas realistas.

Volver a lo básico. En estos tiempos lo más aconsejable es tener un sitio web, crear estrategias de marketing digital y utilizar las redes sociales para obtener nuevos clientes, pero también es importante seguir utilizando los métodos de siempre, como distribuir volantes y folletos en tiendas locales, para proporcionar ofertas de lanzamiento o promociones especiales. Una campaña Email-marketing también puede ser una manera eficaz para llegar a nuevos prospectos; asegúrate de respetar las normas de protección de datos si vas por este camino.

Piensa en un presupuesto para Publicidad. ¿Es necesario mejorar tu estrategia publicitaria? Si pagas por la publicidad, trata de negociar tarifas más económicas. Puedes crear alianzas con otros sitios de la industria, para intercambiar anuncios. El pagar una pauta en Facebook puede traer buenos dividendos y se puede ajustar a tu presupuesto.

Trata de estar en la noticia. Es bueno obtener cobertura en la prensa local. Puedes crear notas de interés periodístico desde tu sitio web o blog, para que las compartan. Organizar o asistir a eventos como conferencista es una buena forma de darse a conocer como un experto de la industria.

Haz networking. El asistir a juntas, encuentros y eventos de la industria te ayudará a interactuar con muchas personas. Trata de involucrarte en asociaciones empresariales. El tener una mayor participación en tu comunidad es bueno para tu negocio. La creación de redes en Internet también puede generar ventas.

Encuentra nuevos canales de venta. Tal vez es el momento de comenzar a vender en línea, si es que no lo estás haciendo ya. Esto te podría permitir llegar a muchos más clientes y vender durante todo el tiempo.

Aprende a decir gracias. Es algo obvio, pero funciona. A los clientes les gusta sentirse apreciados sobre todo si consumen lo que ofreces. Hay una variedad de maneras de decir gracias. Es fácil si es en persona: “Muchas gracias por su preferencia”. “Por favor, visítenos de nuevo”. Si tienes una tienda en línea, puedes incluir una nota de agradecimiento cuando se entrega el producto o enviarla por separado. Manda un mensaje de agradecimiento vía correo electrónico y si es posible, incluye un cupón para su próxima compra.

¿Has llevado a cabo estrategias para llegar a nuevos clientes? ¿Qué fue lo que mejor te funcionó?